Stargate Taurus 2×09- Soren

Capítulo previsto para subir el día 3/12/2011. En principio tras este capítulo ya estaríamos al día.

Planeta dónde están Soren y Kalesh están experimentando.

Kalesh: ¿Crees que esta vez será la oportuna?

Soren: ¡Sin duda! ¡Ambos somos genios pero hemos de recobrar el poder!

Kalesh: ¡Lo sé! ¡Pero no hay tiempo que perder!

De repente se oye el zumbido de unas naves.

Kalesh: ¿Qué es este ruido?

Soren: ¿Salgo a ver?

Kalesh: ¡Negativo! ¡Hemos de …!

De repente son teletransportados Asgards y polarianos ante ellos. Kalesh y Soren se ponen a la defensiva. Los Agards y Polarianos les apuntan con todas sus armas.

Asgard 1: ¿Quiénes sois?

Polariano 1: Lo más importante, estimado amigo, es … ¿Qué hacen aquí? ¿Creen realmente podernos vencer?

Kalesh: ¡Verán, aunque parezca que estemos en inferioridad numérica, tenemos un pequeño experimento aquí!

Polariano 1: ¡Mostrádmelo y les dejaremos libres si lo comparten!

Kalesh: ¿En serio?

Soren: ¿No son los enemigos a los que se referían tus viejos amigos Kalesh?

Kalesh: ¡Justamente por eso, deberemos unirnos a ellos! ¡Estos seres que vamos a crear son superiores!

Polariano 1: ¡Enseñadnos lo que podéis ofrecernos!

Soren: ¡Kalesh, no!

Kalesh: ¡Silencio!

Soren: ¡De acuerdo!

Soren y Kalesh guían a sus extraños invitados por su laboratorio. Un Asgard se percata de un ser que se parece a una especie de mezcla de polariano y Asgard.

Asgard 1: ¿Qué es esto?

Kalesh: ¡Bueno! ¡Su visita a nuestra galaxia ha permitido perfeccionar a nuestras criaturas!

Asgard 1: ¿Cómo lo lograron?

Kalesh: ¡Sencillo! ¡Tenemos tecnología para coger muestras de ADN! Pero, naturalmente no pudimos llevarnos a los sujetos, por lo que seguramente, estaran con los suyos invadiendo algún que otro planeta.

Polariano 1: ¿Y puede mostrarnos el potencial de sus criaturas? ¿En combate?

Kalesh: ¡Podríamos sin duda! Pero… ¿Dónde quieren probarlo?

Asgard 1: ¡Deseamos llevárnoslo para su estudio! ¡Si no les importa!

Kalesh: ¡Quisiera acompañarles!

Asgard 1: ¡No! ¡Vendremos a verles si les necesitamos y vemos que sus investigaciones pueden llevarnos a algo!

Kalesh: ¡Entendido!

Polariano 1: ¡Vamonos!

Kalesh: ¡Tengan un buen viaje!

Asgard 1: ¡Nos llevaremos al sujeto!

Los Asgards instalan un aparato a la criatura y se teletransportan tanto los Asgards, Polarianos como los experimentos de Kalesh.

Soren: ¿Y ahora que? ¡Nuestros experimentos…!

Kalesh: ¡Servirán para fortalecer a los enemigos de los que te tuvieron prisionero y a los enemigos de mi hermana! ¡Por lo que…! Mejor unirse al más fuerte.

Soren: Ya… Pero… ¿Y que nos darán a cambio?

Kalesh: ¡Sencillo! ¡Nos darán el gobierno de algunas de sus tierras, aunque sean solamente las tierras de mi hermana, podremos gobernar tranquilamente. ¿No te parece estupendo?

Soren: ¡No! ¡Ellos son peligrosos!

Kalesh y Soren se apuntan con las Zat.

Kalesh: ¡Al parecer, esto no se va a resolver con simples palabras!

Soren: ¡Al parecer, nuestra alianza acaba de disolverse!

Kalesh: ¡Eso parece!

Soren: ¡Si! ¡En mala hora nos cruzamos con los polarianos y los Asgards!

Kalesh: ¡En buena hora! ¡Ahora me aseguraré que sufra su cástigo mi querida hermana!

Soren: ¿Lo haces solamente por venganza? ¡Pensaba que deseabas gobernar tú junto a mi esta galaxia y no compartirlo con esos Polarianos y Asgards!

Kalesh: ¡Entiéndeme! ¡Mis intenciones son distintas a las tuyas Soren! Pero, esta no es tu galaxia.

De repente empiezan a dispararse cargas de Zats el uno al otro, pero se ocultan entre los muros. Soren corre hacia el Stargate, Kalesh intenta impedírselo. La batalla es larga y duradera. Finalmente Soren aprovecha un despiste de Kalesh y lo aturde.

Soren: ¡Lástima, podríamos haber llegado lejos con esta alianza!

Soren marca las coordenadas del Stargate y se va a otro mundo.

Atraviesa el stargate y ante él, el equipo de Argan se topa con él, lo rodean.

Argan: ¿Qué haces tú aquí Soren? ¿Dónde está tu querido amigo Kalesh?

Soren: ¡Es una larga historia!

Argan: ¡Estamos explorando este planeta!

Soren: ¡Está deshabitado! ¡Yo y Kalesh lo exploramos hace tiempo y es uno de los muchos planetas deshabitados! ¿Con que fin queréis explorar planetas?

Yura: ¡Necesitamos una base para la alianza por si acaso, pero nuestra posición…!

Soren: ¡Cierto! ¡Kalesh buscará en alguno de los planetas! ¡Será mejor que volvamos a vuestra base! ¡Allí os contaré todo! ¡Por que los Polarianos y Asgards aliados nos visitaron!

Argan: ¡No podemos fiarnos de ti! ¡Tú y Kalesh nos traicionasteis ya en una ocasión!

Soren: ¡Creedme! ¡Mi deseo es de sobrevivir!

De repente, desde el espacio reciben impactos en la superficie del planeta.

Argan: ¡Isabella! ¡Llama al stargate!

Isabella: ¡Ahora mismo!

Isabella se dirige al dispositivo de llamada custodiado por Yura y Rayak.

Argan: ¡Tenemos mucho de que hablar tú y yo!

Soren: ¡No creo que sea el momento Argan!

Argan: ¡Eres nuestro prisionero!

Soren: ¡Lo sé y volveré gustosamente a mi celda si con ello vencemos a Kalesh y sus nuevos aliados! ¡Atacaran si realmente se alian a Sekkesh con nuestras nuevas criaturas!

Argan: ¡Eso lo explicarás ante Hamis y los demás! ¡Ahora debemos proteger el stargate para poder escapar!

De repente se ven rodeados por bichos verdes que parecen Asgards y Polarianos

Argan: ¿Qué es esto?

Soren: ¡Las criaturas! Pero… ¡Tienen su debilidad, que espero que no hayan eliminado aún o descubierto aún!

Argan: ¿Cúal?

Soren: ¡Era para controlarlos en caso de que se rebelarán contra nosotros!

Argan: ¡Di cual!

Las criaturas atacan con sus armas, implantadas en su cuerpo.

Argan: ¿Qué diablos?

El stargate se activa para volver a Taurus.

Argan: ¡Huyamos!

Isabella: ¡Transmitiendo código!

Soren se interpone a los soldados enviados por los Asgards y Polarianos, por los Yuras.

Argan: ¿Qué haces?

Soren dispara en la cabeza de los soldados con su Zat. Estos se paralizan.

Argan y los demás les disparan a los soldados que van cayendo uno a uno, pero no tardan en reactivarse, momento en el cual atraviesan el stargate.

Hamis: ¿Qué ha pasado?

Alina: ¿Soren?

Soren: ¡Vengo a ofrecer mi rendición!

Alina: ¿Qué ha pasado Argan?

Argan: ¡Apareció, aparecieron nuevos bichos al servicio de los Yura y él nos ayudó a eliminar unos cuantos pero no sabe si esta debilidad seguirá permaneciendo!

Soren: ¡Y os ofreceré toda la información que pueda sobre ellos, porque, si no… infestaran todas las galaxias con esos seres que nadie podrá parar y ni tan solo yo sobreviviré!

Argan: ¡Es una cuestión de supervivencia! ¿Y que pasará después?

Soren: ¡Supongo que me mataréis o me mantendréis encerrado! ¡O me entregaréis a los Tartesos!

Argan: ¡Lo veremos en su momento!

Soren: ¿Cúal es el plan?

Argan: ¡Eso es indiferente! ¿Qué puedes explicarnos de esos seres?

Mucho tiempo antes – Cueva del primer laboratorio.

Kalesh: ¿Y bien? ¿Cómo llevas nuestro experimento nº3?

Soren: ¡No es estable!

Kalesh: ¡Necesitamos más información genética!

Soren: ¡Si! ¡Habrá que ir de caza!

Kalesh: ¡Vayamos!

De repente se oye como el stargate se activa.

Kalesh: ¡Hay que ocultarse y vigilar el stargate! ¡Si hace falta deberemos cambiar de ubicación!

Actualidad – Lernilok.

Soren: ¡Y así fue como diseñamos un plan para poder escapar de vosotros!

Argan: ¡Nos oísteis llegar!

Soren: ¡Un stargate no es nada silencioso! Además no acabaron allí los experimentos. Tras ello llegamos aun planeta dominado por los Asgards, habíamos logrado material genetico polariano pero no Asgard, ni siquiera sabíamos lo que eran.

Argan: ¿Y los atacasteis? ¿Cómo?

Soren: ¡Nuestras armas se fueron perfeccionando! ¡Solamente los aturdimos y nos llevamos los genes! ¡Entonces fue cuando empezó una nueva etapa para crear nuestras criaturas! Con la nanotecnología que ambos conocíamos de nuestros mundos de origen la cosa fue fácil, hasta el incidente.

Planeta abandonado – con restos de civilización

Soren: ¿Y bien? ¿Podemos ponerlos en marcha?

Kalesh: ¡Esperemos que sean obedientes y crear así nuestro ejercito!

Kalesh activa un aparato, de las camáras acristaladas, cae el liquido y las criaturas despiertan.

Kalesh: ¡Bienvenidos hijos míos! ¡Uniros a nuestra cruzada!

Las criaturas observan a Kalesh y Soren, los miran y empiezan a dispararles. Soren y Kalesh intentan escapar como pueden y se enfrentan a las criaturas. Se refugian entre unas rocas cercanas.

Soren: ¿Y cómo los paramos?

Kalesh: ¡No lo sé! ¡Tenemos que pararlos!

Las criaturas les asechan y rompen las rocas en las que se ocultan. Ambos se ponen a correr.

Kalesh: ¡Activa el Stargate!

Soren: ¡Lo procuraré!

Un disparo alcanza a Soren.

Kalesh: ¡Soren! ¡Mierda!

Soren: ¡Déjame! ¡Escapa!

Las criaturas siguen atacando.

Kalesh: ¡He de llevarte! ¡No podemos perfeccionar las criaturas y hacerlas obedientes!

Soren: ¡Huye!

Las criaturas les rodean.

Kalesh: ¡Estamos acabados!

Soren: ¿Lo estamos?

De repente una de las criaturas habla.

Criatura 1: ¡No lo están! ¡Deberán irse!

Kalesh: ¿Puedes hablar? ¡Eso no estaba previsto!

Criatura 1: ¡Los nanocitos que tenemos dentro de nosotros nos permiten aprender rápido! ¡Nos haremos con el control de esta galaxia y se volvemos a encontrarles, acabaremos con ustedes! ¡Ahora márchense!

Kalesh: ¡Vamonos!

Kalesh lleva a Soren al stargate y ambos huyen, al planeta dónde se encontraron con los Yuras.

Kalesh: ¡Bien! ¡Primero te curaré! ¡Luego haremos otro laboratorio fiable y derrotaremos a esos bichos!

Soren: ¿Cómo piensas acabar con ellos?

Kalesh: ¡No lo sé!

Soren: ¡Lo resolveremos!

Actualidad – Lernilok.

Argan: ¡Habrá que informar a Enoc! ¡No creo que le guste tener más competencia de la que ya tiene para la supremacía de su galaxia!

Soren: ¡Si Kalesh ha logrado aliarse con los Yuras, como se hacen llamar ahora, créedme que lo primero que harán es aniquilar esas criaturas!

Argan: Pero sus nanocitos les permiten aprender rápido por lo que no serán fáciles de vencer.

Soren: ¡Podrán! ¡Son mucho más poderosos que ustedes por ahora!

Argan: ¡Veremos!

Alina: ¡Llevadle a la celda!

El equipo de Argan se lleva a Soren preso.

Taurus – Sala de Juntas

Enoc: ¡Bien! ¡Hemos recibido informes de la base Talurana en la cúal gran parte de la alianza opera! ¡Ese tal Soren acaba de informarnos de una dirección Stargate dónde hay seres que podrían ser una amenaza! ¡Iremos a visitarles!

Abdul: ¿Está usted seguro de eso?

Mitchell: ¡No creo que buscar nuevos enemigos sea una buena idea!

Enoc: ¡Confundes mis palabras Cameron Mitchell! ¿Quién dice que vayamos a enfrentarnos a la creación de Kalesh y Soren? ¡Hemos de adelantarnos y ponerlas de nuestro lado! Y si hace falta, enfrentarnos a los Yuras para tener una alianza con esas criaturas. ¡Podría ser nuestra baza para vencer a los Yuras!

Mitchell: ¡Es… arriesgado!

Enoc: ¡Bien!

Tau: ¡No creo que sea buena idea, Enoc, además usted no es el líder de esta alianza!

Enoc: ¡Cierto! Pero alguién ha de liderarla hacia el camino apropiado a la victoria y por ahora, seré yo, a no ser que alguién tenga una idea mejor.

Hagan: ¡No permitiré que el que obligó a mi pueblo a irse de Alura, venga a exigirnos ahora lealtad!

Enoc: ¡Confundes mis palabras Hagan! ¡Poco importa! ¡Tenemos las coordenadas y visitaremos ese planeta, para conocer a esas criaturas!

Mitchell: ¿Misión al planeta?

Enoc: ¡Iremos con una de las nuevas naves de la alianza!

Mitchell: ¿Una nueva nave?

Enoc: ¡Con tecnología de todos los miembros de la alianza! ¡Lo probaremos en ese planeta! ¡Mientras tanto, vosotros advertiréis a esas criaturas que veníis a protegerles de los Yuras!

Mitchell: ¡Bien!

Enoc: ¡Activad el Stargate!

Teal’c: ¡Vendré con ustedes!

Tau: ¡Yo también!

Mitchell: ¿Te unes temporalmente al SG1?

Vala: ¡Vamos musculitos! ¡Por los viejos tiempos!

Gerald: ¡Sería un honor trabajar para mi con el legendario Teal’c!

El stargate de Taurus se activa.

Teal’c, Tau de los Wraith, el SG1 con Vala, el equipo de Abdul y de Hagan se adentran por el stargate. Al otro lado, aparecen una serie de edificios y una serie de criaturas que les apuntan con armas.

Criatura 1: ¿Quiénes son y que desean?

Mitchell: ¡Venimos de visita! ¡Sabemos de ustedes por Soren! Que traicionó a Kalesh porque se ha unido a una terrible raza, denominada los Yuras o que se va a denominar los Yuras cuando logren combinar sus ADN, por lo que ustedes podrían…!

Criatura 1: ¡Defenderemos nuestro planeta cueste lo que cueste y si intenta alguién invadirnos será… destruido!

Mitchell: ¿Y no tiene planes de expansión o de aprendizaje? ¡Ustedes aprenden rápido!

Siseh se pone a meditar.

Mitchell: ¿Qué hace?

Abdul: ¡Tendrá sus motivos!

Las criaturas rodean a Siseh, pero de su interior emana energía.

Teal’c: ¿Qué es esto? ¡Nunca oí que los seres ascendidos…!

Las criaturas se ven rodeadas por energías de seres aparentemente ascendidos. De repente desde el espacio, empiezan a disparar, pero la nave de la Alianza aparece pilotada por Enoc, el equipo de Argan y Soren que ha sido traído allí como prisionero pero a la vez testigo. Las naves Asgard y polarianas atacan a la nave de la Alianza que con su sistema de escudos logra repeler el ataque. La nave de la alianza de Enoc activa sus armas.

Superficie del planeta.

Abdul: ¿Qué pasa allí arriba?

Teal’c: ¡Debe ser una batalla! ¡Enoc habrá querido probar la nueva nave!

Siseh deja de meditar, la energía se disipa. Las criaturas se aproximan a los equipos.

Hagan: ¿Y ahora que quieren?

Criatura 1: ¡Hemos entendido la importancia de la alianza! ¡Vendremos con ustedes! Pero desconocemos que podemos aportarles.

Mitchell: ¡Bien, activen el stargate!

Gerald empieza a activar el stargate.

Criatura 1: ¡No vendremos con ustedes!

Mitchell: ¿Entonces?

El stargate sigue su ciclo de activación.

Criatura 1: ¡Ustedes volverán! ¡Pero, ella deberá quedarse!

Siseh: ¿Yo? ¿Por qué?

Criatura 1: ¡Queremos conocer los secretos de la espiritualidad y la ascensión!

Abdul: ¡No pueden! ¡Forma parte de …!

Criatura 1: ¿Quieren que seamos aliados? ¡Márchense! ¡Ella se queda!

El stargate es activado.

Mitchell: ¿Y cómo sabemos que estará ella a salvo?

Criatura 1: ¡Ella sabe cuidarse!

Mitchell: ¡Entiendo!

Todos abandonan el planeta salvo Siseh que queda aislada con esas criaturas.

Mientras tanto en la nave.

Enoc: ¡Son duros de pelar!

Argan: ¡Así es! ¡Debemos seguir batallando!

Enoc: ¡Mandémosle todo lo que podamos!

Los disparos en la batalla siguen.

Enoc: ¿Se sabe algo de la situación del planeta?

De repente un disparo desde el planeta destruye las naves de los Yuras.

Enoc: ¿Qué ha sido?

Argan: ¡No lo sé! ¡Aterricemos!

Enoc: ¡No sería prudente!

De repente un haz de luz les lleva hasta el planeta.

Enoc, Argan y su equipo salen al planeta, se ven rodeados por las criaturas y Siseh.

Argan: ¡Honorable sacerdotisa! ¿Qué hace usted aquí?

Siseh: ¡Me han invitado a estar con ellos, aprender de mi y del enemigo, además de los aliados! ¡Saben que les tememos, saben que podemos destruirlos, por eso buscan a aprender de mi, para poder ser aliados de pleno derecho!

Argan: ¡Visto lo visto, pueden serlo de pleno derecho!

Criatura 1: ¡En su cara veo temor y desconfianza! ¡Deberemos trabajar eso! ¡Les trajimos al planeta, para mostrarles nuestro nuevo invento, inspirado en lo aprendido de ella y de su planeta: Talura.

Argan: ¡Veámoslo!

Enoc: ¡Àsí es!

Criatura 1: ¡No entiendo como usted que pertenece a la raza que pretendía invadirnos, ayuda a los que son nuestros aliados!

Enoc: El acto de unos de una raza, no puede determinar el cómo es dicha raza.

Criatura 1: ¡Vaya! ¡Eso es complicado!

Enoc: ¿Complicado? ¡Es…!

Criatura 1: ¡Como raza hemos de aprender de las razas de la alianza! ¡Queremos conocer sus diferentes culturas, historia… Todo aquello que puedan aportarnos al respecto!

Argan: ¡Lo haremos, pero deberían…!

Criatura 1: ¡Será nuestra guía espiritual!

Argan: ¡Nuestro pueblo también la necesita!

Criatura 1: ¡Lo sabemos! ¡Pronto regresará con ustedes!

Argan: ¡De acuerdo! ¡Volveremos para recuperarla!

Las criaturas activan un aparato y de repente todo el planeta se ve rodeado por un campo de fuerza.

Criatura 1: ¡Cojan su nave! ¡En su debido momento enviaremos por el stargate a su sacerdotisa! ¡Por ahora, este planeta queda aislado del resto de la galaxia! ¡Contactaremos con ustedes!

Enoc les mira con desconfianza. Las criaturas se percatan de ello.

Criatura 1: ¿Tiene algún problema con las condiciones?

Enoc: ¡Sois creaciones de Kalesh y Soren!

Soren: ¡Sí! ¡Pero… debéis confiar en ellos! ¡Aprenden! Y si pueden enseñarles a ser buenos, entonces…

Criatura 1: ¡Silencio! ¡El mal habita en su interior! ¡Su sed de poder le devora! Pero una parte de usted, aún está por explotar. ¡Confiemos en que surja! ¡De momento lárguense!

Soren: ¡De acuerdo!

Soren, Argan, el equipo de Argan y Enoc entran en la nave. Un rayo de luz los lleva hasta el exterior del planeta. La nave entra en el hiperspacio y se aleja en el planeta.

Siseh: ¿Qué van a hacer conmigo?

Criatura 1: ¡Lleváosla!

Las criaturas se llevan a Siseh por la fuerza. Esta es atada a una extraña estructura de piedra.

Siseh: ¿Qué sucede?

Criatura 1: ¡Algunos pueblos sacrifican sus almas puras en pro de su espiritualidad! ¡Por lo que… !

Siseh cierra los ojos y empieza a meditar.

Criatura 2: ¡Pero, no todas las culturas mi señor!

Criatura 1: ¡No podemos arriesgarnos! ¡Hemos de …!

De repente varios seres ascendidos rodean a Siseh. Las criaturas asustadas miran y ven como de repente Siseh desaparece ante sus ojos.

Criatura 2: ¿Dónde se ha ido? ¡Si desaparece entonces nos aniquilaran! ¡Ya no confiaran en nosotros!

Criatura 1: ¡Tanto da! ¡Hemos de prepararnos para una ofensiva contra nuestros enemigos, los Yuras! ¡Ellos si que no nos dejaran vivir! ¡Ya lo intentaron! ¡Nos sacrificaremos por la causa!

Las criaturas entran en una especie de edificación, varias naves se elevan.

Criatura 1: ¡Nuestro pueblo será recordado por su sacrificio!

Las criaturas se adentran en las naves, salen del planeta, su campo de fuerza se disipa y rodea a las naves, que se adentran hacia planetas Yuranos.

Las naves de las criaturas se estrellan contra naves Asgard y polarianas por igual, las naves Asgard y polarianas disparan contra las naves de las criaturas, que algunas son destruidas. Las otras, al ver que su táctica kamikaze no funciona deciden ir directos al planeta, las naves Yuras atacan, pero una de las naves logra estrellarse contra el planeta de los Yuranos.

Todas las criaturas han perecido en ese combate, las fuerzas Yuranas han quedado mermadas.

Nave Yurana.

Asgard 1: ¿Qué diablos han hecho y porqué han hecho eso tus criaturas?

Kalesh: ¡No lo sé! Pero nos han jodido bien.

Asgard 1: ¡Será hora de traspasar nuestras consciencias a esos nuevos cuerpos perfeccionados para que asi Asgards y polarianos formemos ya parte integra de los Yuranos!

Kalesh: ¡Adelante! ¿Y luego que harán conmigo?

Asgard 1: ¡Nos llevaras a Asura!

Kalesh: ¡Entiendo! ¡Me complacerá destruir ese mundo!

Asgard 1: ¡Lo suponía!

Kalesh: ¿Y cómo transferiran sus…?

De repente los Asgards quedan inconscientes a su alrededor.

Kalesh: ¡Vaya! ¡Es una forma!

The following two tabs change content below.

Frederick Engel

Latest posts by Frederick Engel (see all)

También te puede interesar:

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *