Stargate Fusión – Cap 15 – El universo pérdido

John Sheppard se levanta en una especie de tienda de campaña misteriosa, junto a Shaya que también se despierta.

Shaya: ¿John?

John: ¿Qué hacemos aquí?

Shaya: Dormir, cariño. Estás extraño.

John: ¿Extraño? Me dormí en la base para presentar mi informe al General Mitchell sobre la situación en Pegasus.

Shaya: ¿Pegasus? Pensaba que no ibas a viajar más en esa nave.

John: ¿Nave?

Shaya: Claro. Para la emperatriz, gobernar universos y salvarlos de la ignorancia. Para difundir origen.

John: ¿Origen?

Shaya: El camino de la ascención. ¿No pertenecerás a los Soldados de Mckay? ¿No?

John: ¿Mckay? ¡No entiendo nada! Los Korax estaban batallando contra Wraith.

Shaya: Será una pesadilla, John.

John: ¿Y tú cuando has dejado de ser ascendida?

Shaya: Es un sueño bonito, pero no es más que un sueño para mi ser ascendida. Aún me queda mucho por aprender. Y ahora no tardará en ser la hora de la postración.

John: ¿Postración?

Shaya: La postración matinal. Aunque los soldados de la emperatriz pueden saltársela. Es un privilegio trabajar para la emperatriz. Si no ya estaríamos asados cómo pollos.

John: No entiendo. ¡No entiendo nada!

En una celda Ronon despierta.

Ronon: ¿Qué lugar es este? ¿John? ¿María? ¿Lorne? ¿Hay alguien? ¿Teyla? ¿Nesha?

De repente aparece Ladom Radim con un extraño uniforme.

Ronon: ¿Ladom?

Ladom: ¡Comandante Ladom Radim, al servicio de la gran emperatriz! ¡Vengo a decirle su sentencia, Ronon Dex, comandante de los soldados de Mckay!

Ronon: Espera. ¿No será otro truco de los Korax esto?

Ladom: ¿Korax? No me interesan tus delirios. Escucha bien porque no repetiré tu sentencia. En nombre de Adria, la emperatriz, yo el juez competente para determinar la sentencia del hombre conocido como Ronon Dex, dicto … que por la presente, se le condene a morir o vivir luchando contra el otro combatiente. Teal’c.

Ronon: ¿Teal’c?

Ladom: Fuistéis capturados juntos. Sois los dos únicos supervivientes.

Ronon: ¿Sheppard? ¿María? ¿Teyla? ¿Todos ellos han muerto?

Ladom: Teyla, es mi esposa y no tolero ninguna broma al respeto. Ni siquiera sé cómo osas mencionarla. ¡Traidor! ¿Sheppard? Es un soldado fiel a la reina.

Ronon: ¡Imposible!

Ladom: ¡Preparate para el combate, Ronon! ¡Tu vida y la de Teal’c están en juego! ¡Los Ori decidirán tu suerte!

Ronon: ¿Ori?

El Doctor Rush despierta en otra celda de las mismas instalaciones. En esta ocasión, es Jokal quién le habla.

Jokal: ¡Doctor Rush! ¡Despierte!

Rush: ¿Qué? ¿Y la Destino?

Jokal: No sé de que habla. Solamente sé, que usted es prisionero de la reina y que su sentencia por colaborar con los soldados de Mckay es la muerte. Al no ser un guerrero y ser un científico se le da una oportunidad.

Rush: ¿Cuál?

Jokal: Honrar a los Ori, con sus conocimientos científicos para fortalecer el ejercito de la reina.

Rush: ¡Jamás!

Jokal le apunta con un arma.

Jokal: ¡Le estoy dando una …!

De repente un rayo de energía hace caer a Jokal. Aparece Baal.

Baal: ¡Hola Doctor! ¿Me reconoces?

Rush: He leído suficientes informes de misión del SG1 como para saber que no quiero saber nada de un goaul’d.

Baal: ¿Goaul’d? ¡Te equivocas! No sé ni siquiera que es eso. Mi nombre es Blake. He venido a rescatarle doctor. ¡Ordenes de Mckay!

Baal abre la reja.

Baal: ¿Va a seguirme doctor?

Entre tanto, Mckay despierta en otro planeta. En una base secreta bajo la montaña. Recuerda un poco al comando stargate, solamente que ni hay stargate, y está mucho más destartalada.

Mckay despierta. Entre Mitchell.

Mitchell: ¡Bien! ¡Comandante! Blake, ha logrado rescatar al doctor Rush.

Mckay: ¿Rush?  ¿Lo han trasladado de la Destino al SG?

Mitchell: ¿Al SG?

Mckay: Sí. ¡Entiéndame! ¿Qué hago yo en el comando stargate? ¿Y Telford?

Mitchell: ¿Ese asesino hijo de perra? ¿Qué quiere de él? Le matamos hace unas semanas. Es uno de los torturadores expertos del imperio.

Mckay: ¿Imperio?

Mitchell: ¡Señor! ¿Se encuentra bien?

Mckay: ¡Perfectamente! ¡Vayamos a la sala de reuniones!

Mitchell: ¿Sala de reuniones?

Mckay: ¿Consejo? ¿Qué? ¿Qué nombre tiene en este universo disparatado?

Mitchell: ¿Universo disparatado señor?

Mckay: ¡Da igual! ¿Y Sheppard?

Mitchell: Estamos vigilando todos sus movimientos. Su esposa Shaya…

Mckay: ¿Shaya? Es una ascendida.

Mitchell: Ya le gustaría a ella. Pero no. Pero en tal caso no tardaremos en ascenderles a los cielos.

Mckay: ¡Deja que me prepare!

Mitchell: A sus ordenes señor.

Mitchell abandona las habitaciones de Mckay.

El Doctor Keyes despierta junto a la doctora Novoa.

Eric: ¿Eva?

Eva: ¿Qué pasa cariño?

Eric: ¿Y la nave?

Eva: Optuviste el ascenso. Adria te lo concedió.

Eric: ¿Adria? ¿No es esa líder de los ori?

Eva: Es nuestra emperatriz.

Eric: ¿Emperatriz?

Eva: Del imperio. Varias civilizaciones rebeldes intentan combatirnos.

Eric: ¡Bueno! Estaré nervioso …

Eva: Claro. Será eso.

Entre tanto Teal’c y Ronon son llevados a la arena. A cada uno de ellos les dan una espada. Ambos se miran.

Teal’c: Será una lucha de honor, Ronon.

Ronon: Somos compañeros. Luchamos contra los wraith juntos. ¿Recuerdas?

Teal’c: Recuerdo haber luchado contra el imperio, juntos. Pero ahora moriremos por puro divertimiento de la reina.

Ronon: Gane quién gane, saldrá perdiendo.

Teal’c: En efecto.

Ronon: ¿Y cómo es que estamos aquí ambos?

Teal’c: Nos capturaron. ¿Recuerdas?

Ronon: ¡No! Yo estoy en otra galaxia distinta a la tuya.

Teal’c: Algo te hicieron estos ori.

Teal’c se acerca a Adria.

Adria: ¿Teal’c?

Teal’c: Este combate no es valido. Habéis drogado a mi rival, le hacéis tener delirios extraños sobre universos desconocidos. Habla de unas criaturas llamadas wraith, dice haberlas combatido conmigo.

Adria: ¡Es imposible!

Teal’c: ¿Imposible?

Adria: ¡Llevadlos a sus celdas! ¡Dejad que hable con Ronon a solas y encadenado!

Sala del trono de Adria.

Adria camina alrededor de Ronon.

Adria: ¡Bien! ¡Al parecer, al crear un universo para mí, a mi manera, no ha acabado de cuajar! Tú recuerdas cosas, … Los Wraith, Pegasus, los Ori… Los seres ascendidos.

Ronon: Que yo recuerde estás muerta.

Adria: ¿Muerta? ¡Estoy bien viva! ¿En tu universo no soy tu diosa?

Ronon: En mi universo no eres mi diosa, ni te servimos. Te vencimos con el áparato de Merlin.

Adria: Vaya. Entonces, Pegasus no cayó bajo mi dominio. No liberé en tu universo Pegasus de los Wraith, no me adoraron en tu universo como una diosa. ¡Es una lástima! Pero … Ahora estás en mi universo.

Ronon: ¿Y tú has despertado hoy siendo emperatriz?

Adria: ¡No! Llevo tiempo. Pero Mckay fue el primero en conocer la verdad. Lleva tiempo operando en secreto para derrocarme. No sé cómo ni porque es el primero. Convenció a muchos para unirse contra mi. Incluso a Baal, o Blake.

Ronon: ¿Un goaul’d?

Adria: No hay Goaul’ds, ni Wraiths… pero sus almas o  algo así deben estar en este universo también. El de ambos universos. Lo que quizás, no todas recuerdan lo que tú y unos pocos recordáis. Voy a pensar, que es lo mejor para ti.

Ronon: ¿Lo que es mejor? ¡Sueltame y te enseñaré!

Adria: Cuidado…

Con un gesto de mano ahoga a Ronon que apenas puede respirar. Aparta la mano.

Adria: Conservo algunos poderes. Soy una diosa de carne y hueso.

Ronon: Entonces se te puede matar.

Adria: La muerte me dará la ascensción y allí no hay nada que pueda pararme.

Entra el Doctor Jackson, vestido con galas de emperador.

Adria: ¿Daniel?  ¡Bienvenido, cariño!

Dr.Jackson: ¡La batalla en el planeta Egeria ha sido compleja! ¡Jack y Sam han caído! Jacob ha huido.

Adria: Ese condenado da problemas en todos los universos, pero acabará muriendo.

Dr.Jackson: Sin duda. ¿Y este? ¿Otro de tus amantes?

Adria: Es lo que tiene la eterna juventud. Una tiene que distraerse, pero no es esa clase de distracción. Tú en cambio, tienes a mi madre cómo amante.

Dr.Jackson: ¿Vala? Más bien esclava. Intentó matarte. ¿Recuerdas? Desde entonces se le lavó el cerebro para que me obedezca.

Adria: Sí… ¡Ese es su cástigo! Perder su identidad.

En ese momento entra Sheppard. Mira a Ronon y Ronon le mira a él.

Sheppard: ¿Debo llevar al prisionero a su celda?

Adria: ¡Sí! ¡Hazlo!

Sheppard se lleva a Ronon pero lo lleva a un sitio secreto de la fortaleza.

Sheppard: ¡Bien! ¿Qué pasa aquí? ¿Y cómo es que esta bruja sigue viva?

Ronon: No lo sé. Se supone que yo sirvo a Mckay y tú a esta loca.

Sheppard: ¿Y Teyla?

Ronon: Al parecer casada con Ladom. Así que no creo que sea de ayuda. Ladom es uno de mis carceleros.

Sheppard: ¿Sabes de quién podemos fiarnos en este universo?

Ronon: ¡No!

Pero en ese momento Ragnur y Rayak aparecen apuntando a Sheppard, van vestidos con ropas similares a Mitchell.

Ragnur: ¡Suelte al prisionero o mataremos a su mujer!

Sheppard: ¿Qué?

Ragnur: A Shaya. Una bomba explotará si no salimos de inmediato.

Sheppard: ¡Vengo con ustedes!

Ragnur: ¿Qué? ¡Ni hablar!

Ronon: Tener prisionero a uno de nuestros enemigos nos sería útil.

Ragnur: Es peligroso. ¿Olvidas la red telepática?

Ronon: ¿Red telepática?

Ragnur: Así sabe ella todo lo que ve. ¡Debemos dejarle inconsciente!

Ronon: ¡Hazlo!

Dejan inconsciente a Sheppard y se lo llevan. Marelli se parcata de ello y decide seguirlos. Trabaja para la emperatriz.

Entre tanto el Doctor Keyes, admira la playa de cerca de su casa.

Eric: ¡Esto debe ser el resultado de lo realizado en ese laboratorio! Pero… ¿Por qué una ori nos gobierna?

De repente su casa explota.

Eric: ¿Eva?

Corre hacia la casa, pero una ráfaga de disparos se lo impide.

En ese momento aterriza Mera’k con varios de sus hombres.

Mera’k: ¡Lo sentimos doctor! Pero, nos interesaria mucho que viniese con vosotros.

Eric: ¡Habéis matado a Eva!

Mera’k: Era una distracción. Y no podemos permitirlo. Debemos llegar al origen de este universo.

Eric: ¿Qué?

Mera’k: Sabe de lo que hablo. En su último informe hablaron de ese laboratorio. Supongo que en este universo habrá algo parecido. Llevo tiempo buscándole doctor. Al fin hemos tenido noticias suyas.

Eric: ¿Y no os detectará la flota ori?

Mera’k: No es Ori, pero cómo si lo fuese. Es lo equivalente, aunque aquí es una flota de naves humanas. Y no hay stargate. Así que habrá que buscar la forma de llegar a las coordenadas, que por cierto, me ha costado establecer una equivalencia. Zelenka ha trabajado duro pero necesita su ayuda y la de Rush. Al cuál están lavando el cerebro ahora mismo.

Eric: ¿Y era necesario matar a Eva?

Mera’k: Necesita una motivación.

Eric: Está bien. ¿Y Mckay?

Mera’k: Aunque es nuestro líder sus dotes científicas aquí no han dado muchos frutos, de hecho no es científico en este universo, aunque esperemos que en algún momento su consciencia real despierte, cómo ha ocurrido. Solamente así venceremos a Adria, que fue en nuestro universo vencida por el SG1, así que aquí será cosa de otro universo su presencia y la esclavitud a la que somete el universo.

Eric: ¡Entiendo! ¡Vamos!

The following two tabs change content below.

Frederick Engel

Latest posts by Frederick Engel (see all)

También te puede interesar:

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *